Vive un otoño que parece verano...

Alicante le da la bienvenida al Otoño con las puertas del verano todavía abiertas de par en par. La ciudad disfruta de un clima excepcional y hasta veraniego bien entrado el mes de octubre. Ropa ligera es lo que te va a pedir la ciudad si vienes a conocerla. Por experiencia sabemos que es en noviembre cuando empezamos a cubrirnos un poco más, y ello sin dejar de disfrutar de un sol brillante y una luz muy especial todos los días. Así que no te extrañes de ver gente tumbada en la arena de la playa cuando vengas y anímate tú también a disfrutar de nuestras playas. En Alicante es normal disfrutar de los arenales durante todo el año. Somos mediterráneos y se nota en cada rincón. Así que llénate de la energía que ofrece la brisa marina.

Parques, jardines y playas entre arena y palmeras

Explanada. Javier Guijarro

Explanada de España. Foto de Javier Guijarro

El otoño es una época muy bonita para visitar Alicante. Estamos a un paso del Puente del 1 de Noviembre o de Todos los Santos, así que si tu opción es Alicante vas a encontrar luz, buen tiempo, playas especiales y muchas cosas que hacer.

En la ciudad unimos al ocre de las tradicionales hojas de los árboles caídas sobre el suelo al verde intenso de las palmeras cuyas palmas tamizan la luz del sol. Alicante es una ciudad de palmeras que vas a encontrar prácticamente en todos los parques a los que vayas. El paseo más famoso de Alicante, la Explanada, te da una alegre bienvenida con sus cuatro filas de palmeras. Este lugar te espera para que camines sobre olas de piedra de color rojo, blanco y azul. El paseo discurre paralelo al Puerto Deportivo por lo que es habitual que veas los mástiles de los veleros deslizarse muy cerca de donde tu paseas. En Alicante hay varios mercadillos y en la Explanada encuentras puestos de artesanía, recuerdos y textil donde comprar recuerdos y objetos de decoración, también camisetas, gorras y bisutería. Y cuenta con un auditorio, llamado la Concha por su forma de molusco, donde sobre todo los fines de semana tienes actividades culturales de música y danzas.

Alicante es una ciudad mediterránea que mira al mar. La fachada marítima te espera para mostrarte sus encantos. Los extremos de la Explanada te llevan, por un lado  a la playa del Postiguet, la playa urbana de Alicante, con terrazas donde sentarte a disfrutar de las vistas y, si vienes con niños, ellos pueden jugar a pie de arena con los juegos infantiles; y por otro lado, al parque de Canalejas.

¡Qué mejor que disfrutar del otoño mirando al mar!

Haz deporte en Alicante, El Mediterráneo te pone en forma

Deportes náuticos

Deportes náuticos en Alicante

Sin duda, tienes que visitar Canalejas donde sus imponentes ficus van a sorprenderte. Son gigantescos árboles cuyas ramas son como árboles y que han visto pasar el paso del tiempo. Sus vistas al Puerto Deportivo son una de las muchas sorpresas que te depara la ciudad, abierta, amable y mediterránea por los cuatro costados. El Puerto Deportivo es bonito y una zona agradable por la que pasear y que suele estar muy concurrido por los alicantinos sobre todo los fines de semana. Puedes pasear junto al agua admirando los barcos de recreo atracados y encontrarte con deportistas que practican remo. Además, correr está de moda y esta es una zona por la que vas a ver practicar jogging a muchas personas. En Alicante practicar deporte es todo un placer porque su excelente clima te permite practicar prácticamente todo lo que te apetece.

Si te apetece, puedes realizar deportes náuticos y si eres más de golf en la ciudad tienes campos estupendos donde pasar una mañana y una tarde jugando mientras el sol acaricia tu cara.

¿Sabes que Alicante es el puerto de salida de la regata de bólidos del mar más famosa del mundo? La Volvo Ocean Race vuelve en 2017 a generar emoción. Y si vienes a Alicante no necesitas esperar tanto para vivir la aventura, en la ciudad tentemos el museo dedicado  a esta carrera el Museo Volvo Ocean Race. La entrada es gratuita. Siéntete como uno de los intrépidos marinos que se enfrentan al mar, a las tormentas y a sí mismos durante una dura competición. Vas a encontrar curiosidades, el trofeo, juegos virtuales y hasta puedes probar la comida liofilizada que toman los navegantes desde la terraza-cafetería del museo, con vistas al mar.

Después, date una vuelta por el Paseo Volado que se encuentra sobre el mar y cuyas palmeras son las únicas de la ciudad que están hechas de acero. Es el sitio desde el que miles de personas observan la salida de los barcos que participan en la regata. Y las vistas que ofrece al Castillo y a la ciudad son especiales y excepcionales.

 

 

Fruta y verdura de temporada, pescados y carnes: del mercado a la mesa

Arroz a banda Arroz tipico Alicante2. Typical rice dish from Alicante2 copia

Arroz a Banda

Cuando estás de vacaciones todo es más relajado. Y te apetece probar cosas nuevas. Alicante es una ciudad de buena gastronomía  y el mar y la huerta surten sus mercados. De entre todos los que tiene la ciudad en pleno centro, el Mercado Central, es sin duda el más pintoresco. Un edificio singular donde puestos de frutas y de verduras, de carnes y pescados, de quesos, jamones, y salazones tan apreciados en Alicante,  te esperan para que te des una vuelta. Es todo un espectáculo para la vista y los demás sentidos. Y es a día de hoy, uno de los enclaves más visitados de la ciudad de Alicante. Durante tu visita a la ciudad te proponemos que hagas un alto en el camino para comer, puedes hacerlo yendo de bar en bar probando pequeños bocados como las tapas o los montaditos. En Alicante es frecuente que te encuentres con interesantes concursos gastronómicos, que por módicos precios ponen ante tu paladar verdaderas delicias de la cocina alicantina tradicional y más vanguardista a los que es dificil resistirse. Los mercados de Alicante surte a los bares y restaurantes de la ciudad. Ahora mismo estamos en temporada de caza menor así que en los menús de muchos restaurantes se adaptan los guisos a esta condición, perdices y conejos sobre todo son los productos utilizados. Aunque el termómetro no dé muestras del otoño, las comidas comienzan a adaptarse a esta época del año. También comienza la temporada de setas. Y estás en una zona productora de cítricos, empezamos a tener naranjas así que prúebalas como más te gusten. Pero antes de irnos al postre, comamos algo. Sin duda, el plato estrella de Alicante es el arroz. Pero no dudes en probar platos de cuchara como la olleta, la sopa de pescado, o la sepia con arroz caldoso. Hay numerosas variedades de arroz, así que déjate seducir por este plato tan mediterráneo y exquisito. A los alicantinos les gusta el tapeo. Salir a tomar un vino o una cerveza con algo para comer. Ya habían muchos locales y ahora están abriendo muchos más especializados en poner tapas. Sobre todo en el centro de la ciudad, la zona del Casco Antiguo, el Centro Tradicional, la fachada marítima donde hay muchos restaurantes, o en el propio Centro.

Visitas culturales por la mañana, ocio y tapeo por las tardes, espectáculos y música por las noches

BASÍLICA DE SANTA MARÍA Y MUSEO DE ARTE CONTEMPORÁNEO; MACA

Basílica de Santa María y Museo de Arte Contemporáneo MACA

La ciudad disfruta del ocio en la calle. Tenemos un fenómeno denominado Tardeo que consiste en salir los sábados a picar algo en las terrazas y locales del entorno del Mercado Central. Esta moda traslada el ocio nocturno a la tarde, con animadas charlas en las terrazas de los locales y ambiente de discoteca desde la tarde.

Alicante tiene muchas facetas. Sin duda el Mediterráneo marca la forma de ser de la ciudad, el mar siempre está presente, y el carácter de los alicantinos se ha forjado bajo la luz del sol. El alicantino gusta de salir a la calle y también disfruta de la cultura. La ciudad tiene monumentos y museos para gozar, la mayoría llenos de historia, de la que te gustará empaparte. Te recomendamos una ruta cultural por la ciudad que parte de la plaza del Mar para subir al Castillo, bajar por el parque de la Ereta, visitar el Museo del Agua, la Basílica de Santa María construida sobre una antigua mezquita y que acaba en el museo arqueológico MarqMejor Museo Europeo de 2004.

El patrimonio cultural de la ciudad es vasto. Cuenta con el Teatro Principal, un edificio de fachada neoclásica que acoge representaciones teatrales y eventos musicales de primer orden a las que vas a poder asistir si te apetece, mientras que el Auditorio ADDA es un edificio moderno de reciente construcción que recibe grandes acontecimientos musicales. Por él pasan anualmente ciclos de jazz o de música clásica entre otros. El Centro Cultural Las Cigarreras (se llama así porque hasta hace unos pocos años era una fábrica de tabacos) es un punto donde la cultura en todas sus facetas se da cita: teatro, música, pintura, exposiciones alternativas, charlas, mercadillos los domingos… Son muchos y variados los centros culturales y las exposiciones donde vas a poder disfrutar y sentirte un alicantino más.

Shopping Experience

compras

Marroquinería, calzado y complementos.

El comercio de Alicante es muy variado. Encuentras tiendas especializadas y grandes centros comerciales. Hay distintas zonas donde hacer rutas de compras, Maisonnave es una de las calles más conocidas, y tienes el Centro, o el Centro Tradicional. En Alicante encontrarás lo que buscas, como curiosidad te contamos que hay una calle entera y sus adyacentes especializada en ceremonia y vestidos de fiesta. Así que puedes aprovechar tu viaje para surtirte para tus ocasiones especiales: ropa, complementos, calzado, joyerías, bisutería… lo que imagines. En los barrios encuentras comercios especializados y trato cercano y amable.

Las posibilidades que te ofrece Alicante son múltiples. Lo principal es que te sientas muy a gusto. El hospedaje en la ciudad es excelente. Los hoteles están preparados para que te sientas especial y disfrutes de esos días que vas a pasar en la ciudad.

Así que, toma la ciudad de Alicante y disfruta, porque es para ti.

Rutas por la ciudad