El Cristo del Mar sale el Martes Santo. La decoración supera los 2.000 claveles rojos, además de tulipanes del mismo color. Lleva redes y aparejos de pesca haciendo honor a su nombre.

El Cristo del Mar lleva más de 2.000 claveles rojos, tulipanes y redes y aparejos de pesca que hacen honor a su nombre.

Martes Santo en Alicante. Las cuatro hermandades y cofradías que  salen en procesión se afanan en arreglar los tronos. En la Basílica de Santa María, un monumento religioso y artístico cuya visita no te puedes perder, está toda la noche de vigilia. Desde las siete de la tarde del Lunes Santo y hasta las nueve de la mañana del martes, la hermandad prepara los pasos para que quien quiera admirarlos pueda hacerlo hasta las 19.30 horas, cuando sale en procesión. Miles de flores engalanan los tronos.

El paso de la Virgen de los Dolores y San Juan de la Palma lleva entre otras flores, fresillas que dejan un aroma fresco en el ambiente, rosas, lilium y variedades de flor blanca que le dan un aspecto elegante y sobrio. Como en años precedentes, de Sevilla llegan hermosos cirios hechos de filigrana que imitan a las rosas abriéndose. Los floristas engalanan al Cristo del Mar con más de 2.000 claveles rojos.  En el frontal del paso de una vasija emanan varios cientos de tulipanes rojos, una metáfora de la sangre del Cristo. Las redes de pesca y cabos hacen honor al nombre de este paso de gran arraigo y tradición en Alicante.

costalero1

Un costalero ultima los arreglos del trono.

Por la tarde el trono de la Virgen de los Dolores y San Juan de la Palma concitan emoción a su salida. El portalón de la Basílica apenas deja un resquicio de centímetros para la salida y los costaleros, la sacan de rodillas mientras, en la plaza, el numeroso público que se arremolina para verla pasar, contiene la respiración. El capataz da ánimos a los costaleros y una vez fuera del templo les anima con un: ¡al cielo con ella!

Vive la emoción de la Semana Santa en cada uno de sus pasos. La Hermandad del Ecce Homo sale desde la parroquia de San Antonio de Padua con sus tallas, el Ecce Homo y Nuestra Señora de la Amargura, bellas obras del imaginero andaluz Antonio Castillo Lastrucci.

De Nuestra Señora de Gracia sale la Hermandad Stabat Mater, grupo escultórico obra del artista alicantino Remigio Soler, quien también fue constructor de hogueras. Son alumnos del Colegio Maristas quienes portan el trono. Es interesante verlos pasar por las calles del Teatro y Castaños dada la dificultad de los giros. Tampoco debes perderte el cadencioso paso de la Hermandad Nuestro Padre Jesús que sobrecoge mientras recorre las estrechas calles del Casco Antiguo de Alicante. Tiene su salida de la Concatedral de San Nicolás, un templo en el corazón del Casco Antiguo de visita obligada si estás en Alicante. Te emocionará el encuentro que se produce a las puertas de la Concatedral de Nuestro Padre Jesús y la Virgen de las Penas.

Alicante tiene mucho que ofrecer en Semana Santa. Vive con nosotros las procesiones mientras disfrutas de una ciudad que a nadie deja indiferente. Son unos momentos únicos y bellos. Llévate Alicante en el corazón.

 

 

Pin It on Pinterest

Share This